Espías en la Sombra o cómo cinco mujeres deben proteger el Día D

Título Original: Les Femmes de L’Ombre.
Año: 2008.
Nacionalidad: Francia.
Director: Jean-Paul Salomé.
Guión: Jean-Paul Salomé, Laurent Vachaud.
Reparto: Sophie Marceau, Julie Depardieu, Marie Gillain, Déborah François, Moritz Bleibtreu, Julien Boisselier, Maya Sansa, Vincent Rottiers.
Duración: 116 minutos.

Louise Desfontaines (Sophie Marceau) es parte de la resistencia francesa durante la Segunda Guerra Mundial. La muerte de su marido hace que vaya a Inglaterra para reunirse con su hermano Pierre (Julien Boisselier) y así se une a él como agente del SOE, Special Operations Executive o Dirección de Operaciones Especiales, orgaización cofundada por Winston Churchill en 1940 para llevar la Gran Guerra por otros cauces, no solo los militares.

Su misión es la de rescatar a un geólogo británico que está en un hospital alemán y que trabajaba en Normandía preparando el desembarco por lo que de ser descubierto, los alemanes pondrían en peligro la operación. Antes de ir a Francia, Louise y Pierre reclutan a tres mujeres: Jeanne (Julie Depardieu), una prostituta condenada a muerte por asesinato; Gaëlle (Déborah François), una química del ejército francés que está exiliada; y Suzy (Marie Gillain), una bailarina de cabaret que vive bajo otra identidad y que fue la amante de Karl Heindrich (Moritz Bleibtreu), el oficial alemán que dirigirá la operación del geólogo.

Aunque ellas cuatro son las principales, hay una quinta mujer en el grupo, Maria (Maya Sansa), una italiana de orígen judío que trabaja como enfermera en el hospital donde está el geólogo británico y que domina las comunicaciones por radio. La misión se complica cuando son descubiertos, por lo que su próxima misión será acabar con Heindrich.

“Espías en la Sombra” no es un peliculón ni mucho menos, y aunque a perdiendo fuelle hacia la mitad del metraje, tiene su dósis de tensión e intriga y buenas interpretaciones, sobre todo de Sophie Marceau que siempre cumple y de Julie Depardieu. No es habitual que se realice una historia bélica protagonizada por mujeres que, en este caso, hacen de espías, se lanzan en paracaídas y hacen cosas que generalmente se guaradn, en este tipo de películas, para los hombres. Se deja ver.