Pesadilla en Elm Street 2: La Venganza de Freddy, mala continuación de la historia de Krueger

Título Original: A Nightmare on Elm Street 2: Freddy’s Revenge.
Año: 1985.
Nacionalidad: Estados Unidos.
Director: Jack Sholder.
Guión: David Chaskin.
Reparto: Mark Patton, Kim Myers, Robert Rusler, Robert Englund, Hope Lange, Clu Gulager, Marshall Bell, Sydney Walsh.
Duración: 87 minutos.

Si la película original con la que empezó la saga dirigida y escrita por Wes Craven se puede considerar un clásico del cine de terror, la continuación de la misma, “Pesadilla en Elm Street: La Venganza de Freddy” no le llega ni a la suela del zapato a su predecesora y no le hace justicia a la historia del malo malísimo Freddy Krueger (Robert Englund). Cmo Heather Langenkamp rechazó volverse a poner en la piel de Nancy Thompson, se sacaron esta historia de la manga de la que Jesse Walsh (Mark Patton) es el protagonista. Él se muda con su familia a Elm Street, al 1428 la casa donde vivia Nancy con su madre y donde su amiga Lisa (Kim Myers) encuentra el diario de la chica. Así, Jesse y Lisa se enteran de que, supuestamente, Nancy se volvió loca cuando su madre la encerró, pero pronto descubren que la chica de loca no tenía un pelo.

Freddy Krueger vuelve para sembrar el pánico pero en vez de hacerlo en sueños, aunque a Jesse se lo haga pasar muy mal cuando consigue dormirse, decide que necesita un cuerpo con el que poder volver a la superficie y es el del chico el que decide usar. Así, sin querer Jesse se convierte en un asesino. Se lo cuenta a sus amigos y será Lisa quien intente que Freddy salga del cuerpo de Jesse. ¿Lo conseguirá?

Es un filme de serie B, bastante malo que, como decía, rompe bastante con la historia que se cuenta en la primera película por el hecho de que Freddy ya no mata en sueños, que se hace hasta pesado en ocasiones.