El Peso del Agua, aburrido filme con dos escenarios separados en el tiempo

Poster de El Peso del Agua

Título original: The Weight of Water.
País: Estados Unidos, Francia.
Año: 2000.
Director: Kathryn Bigelow
Guión: Alice Arlen, Christopher Kyle.
Reparto: Catherine McCormack, Sean Penn, Elizabeth Hurley, Josh Lucas, Sarah Polley, Ciarán Hinds, Anders W. Berthelsen, Katrin Cartlidge, Vinessa Shaw.
Duración: 113 minutos.

Jean Janes (Catherine McCormack) es una fotógrafa que quiere hacer un reportaje sobre unos asesinatos que se cometieron en las Islas Shoal en 1873 por el que un hombre llamado Louis Wagner (Ciarán Hinds) fue juzgado tras el testimonio de Maren Hontvedt (Sarah Polley), cuñada de las dos mujeres víctimas.

Catherine McCormack y Sean Penn en El Peso del Agua

Jean embarca en el velero de su cuñado Rich (Josh Lucas) junto a su marido Thomas (Sean Penn) y la novia de Rich, Adaline (Elizabeth Hurley); y discutirán sobre el caso y también sobre aspectos de sus vidas mostrando que el matrimonio de los Janes no es lo que puede parecer a primera vista así como los continuos coqueteos de Adaline con Thomas.

Y, mediante flashbacks se muestra la historia de lo que paso en las Islas Sholes hasta que al final se descubre la historia verdadera.

Sarah Polley y Ciarán Hinds en El Peso del Agua

“El Peso del Agua”, basada en la novela del mismo título de Anita Shreve, me ha parecido un aburrido filme en el que ninguna de las dos historias me ha resultado de interés y donde no destaca nada a excepción de la fotografía en algunos momentos.

La palabrería del barco no lleva a ningún lado excepto al tedio y la parte de 1873 la he encontrado previsible. Aunque, bien es cierto que ambas historias tienen partes en común como la infelicidad.

Prescindible.