K-19 The Widowmaker: Los héroes del submarino

Poster de K-19 The Widowmaker

Título original: K-19: The Widowmaker.
País: Reino Unido, Alemania, Estados Unidos, Canadá.
Año: 2002.
Director: Kathryn Bigelow.
Guión: Christopher Kyle.
Reparto: Liam Neeson, Harrison Ford, Peter Sarsgaard, Christian Camargo, Sam Redford, Peter Stebbings, Lex Shrapnel, Shaun Benson, James Francis Ginty, George Anton, Donald Sumpter, Michael Gladis.
Duración: 130 minutos.

1961. Las relaciones entre la Unión Soviética y Estados Unidos son muy tirantes y ambos países están a la espera para ver quién ataca primero, y todo por las armas nucleares que uno y otro guardan. El submarino ruso K-19 se prepara en puerto antes de ser probado en alta mar. Cuando un grupo de mandatarios está a bordo hay un fallo y el capitán Mikhail Polenin (Liam Neeson) se autoculpa por él aunque no tenga culpa alguna ya que el submarino falla.

Fotograma de K-19 The Widowmaker

Polenin queda relegado a ser segundo de a bordo cuando un nuevo capitán es enviado al submarino, Alexei Vostrikov (Harrison Ford), según dicen por enchufe. A pesar de que Polenin y sus hombres no crean que el K-19 está listo para ir a alta mar, es botado pero con varios incidentes acontecidos los marineros ya le llaman el “creador de viudas”, de ahí lo de widowmaker.

Los diferentes carácteres de los dos capitanes se dejan notar y es que para Polenin la tripulación es una familia y él no quiere ponerla en peligro por una nave de la que no se fía, mientras que Vostrikov dice que es la mejor nave de la flota y que los hombres tienen que cumplir con sus tareas y servir a la madre patria.

Liam Neeson en K-10 The Widowmaker

Tras llevarla hasta el límite las rencillas empiezan a aflorar y será entonces cuando la tripulación del submarino soviético, en plena misión oficial, tenga que dar lo mejor de sí para lograr salir con vida de una nave que se convierte en una bomba nuclear peor que la de Hiroshima.

“K-19 The Widowmaker” es una historia basada en hechos reales que no se supo hasta 1989, cuando el comunismo cayó en Europa. Es la historia de unos héroes a los que sus mandatarios mandaron en el supuestamente mejor submarino de su flota a una muerte más que segura sin importarles.

Es una historia interesante en la que además se explica el por qué de las decisiones que se toman en el interior del submarino y está bien rodada, con una secuencia inicial que no da respiro y que nos mete de lleno en el escenario del filme, del que no nos saca hasta sus créditos finales.

Peter Sarsgaard y Harrison Ford en K-19 The Widowmaker

En el duelo interpretativo entre Harrison Ford y Liam Neeson, diría que gana el segundo. Muy recomendable historia de heroicidad que, por una vez, no le sucedió a ningún estadounidense.