El Cazador y la Reina del Hielo: Entretenidilla aventura menor

Poster de El Cazador y la Reina del Hielo

Título original: The Huntsman: Winter’s War.
País: Estados Unidos.
Año: 2016.
Director: Cedric Nicolas-Troyan.
Guión: Evan Spiliotopoulos, Craig Mazin.
Reparto: Chris Hemsworth, Jessica Chastain, Emily Blunt, Nick Frost, Rob Brydon, Alexandra Roach, Sheridan Smith, Charlize Theron, Conrad Khan, Niamh Walter, Sope Dirisu, Sam Claflin.
Duración: 114 minutos.

Freya (Emily Blunt) se autoproclama la reina de los territorios del norte. Para la defensa de los mismos y la conquista de otros hace que los niños y niñas sean secuestrados por sus soldados y convertidos en fuertes guerreros. Dos de esos niños destacan desde el comienzo por encima de los demás y al hacerse mayores, ponen sus vidas en peligro al saltarse la regla de oro de la reina: nada de relaciones amorosas en su reino.

Chris Hemsworth en El Cazador y la Reina del Hielo

Esos dos aguerridos soldados son Eric (Chris Hemsworth) y Sara (Jessica Chastain), que lucharán por sus vidas para poder escapar del reino de hielo de Freya y ser libres, no solo por su relación, sino por toda la sangre que tienen a sus espaldas.

Ya en el reino de Blancanieves, después de que Ravenna (Charlize Theron) fuera derrotada, Eric “El Cazador” sigue recordando a su perdida esposa cuando recibe una petición de Blancanieves por boca del Rey William (Sam Claflin). Su misión no será otra que recuperar el espejo mágico robado por unos seres del bosque. Con dos enanos como escuderos, Nion (Nick Frost) y Gryff (Rob Brydon), la partida de recuperación acabará incrementándose con tres mujeres no menos valientes que ellos. Los problemas surgirán cuando la reina de hielo entre en escena para recuperar el espejo.

Jessica Chastain en El Cazador y la Reina del Hielo

La presecuela de “Blancanieves y la Leyenda del Cazador”, porque este filme en un dos en uno total, nos lleva a conocer más del Cazador y de su historia, ya que la primera parte se quedó corta en ello, en una entretenidilla aventura menor que incluso durando menos de lo esperado por mi parte, se me hizo un pelín larga.

Si en la primera parte Ravenna era el enemigo a batir, en esta segunda hay otra reina malvada, menos que la anterior cuyo dolor y acciones se entienden mejor que las de su predecesora, con la que el protagonista tiene una importante historia pasada, buscando únicamente la venganza.

Fotograma de El cazador y la Reina del Hielo

Se supone que hay un elemento sorpresa en la historia, un par en realidad pero al que me refiero es más importante, pero como sorpresa es una chapuza porque resulta todo lo contrario. No es que la historia sea novedosa, nos podemos oler muy bien por dónde van los tiros,  pero la previsibilidad hace que no se acabe disfrutando del todo, de ahí lo de aventura menor.

La producción está bastante bien y hay que destacar el vestuario de Emily Blunt y la fotografía. En lo que al reparto se refiere, Charlize Theron tiene muy poca presencia, fue lo mejor de la anterior película, sin duda, pero poco aporta en esta; Chris Hemsworth está mucho menos serio en esta parte y más canalla, lo que el personaje agradece; quienes hacen de enanos dejan las mejores frases del metraje y genial, como siempre porque ella lo vale, Jessica Chastain a la que hacer de heroína de acción le va también estupendamente.

Charlize Theron y Emily Blunt en El Cazador y la Reina del Hielo

Se puede ver, vaya, pero no es nada del otro mundo. La primera parte, curiosamente, de estas Crónicas de Blancanieves me gustó más que “El Cazador y la Reina del Hielo”.