FANT 2016: Scare Campaign

Poster de Scare Campaign

Título original: Scare Campaign.
País: Australia.
Año: 2016.
Director: Cameron Cairnes, Colin Cairnes.
Guión: Cameron Cairnes, Colin Cairnes.
Reparto: Meegan Warner, Ian Meadows, Cassandra Magrath, Steve Mouzakis, John Brumpton, Jason Geary, Olivia DeJonge, Josh Quong Tart, Patrick Harvey, Sigrid Thornton.
Duración: 76 minutos.

Un hombre empieza a trabajar en el depósito de cadáveres y la noche no va como debería aunque lo que sucede tiene que ver con un programa de bromas de televisión llamado “Scare Campaign”.

Ante el último programa de su cuarta temporada y la amenaza de que si no es grande ya no habrá más, el equipo del programa se enfrentará al dilema de qué hacer eludiendo lo que su jefa les muestra, asesinatos en directo por parte de un grupo de enmascarados que triunfa en Internet cada vez que suben uno de sus violentos vídeos.

Ian Meadows y Meegan Warner en Scare Campaign

Marcus (Ian Meadows) el director quiere hacer la broma de su vida en el psiquiátrico abandonado al que van, no solo para que su jefa se convenza, sino para que Emma (Meegan Warner), una de las actrices y exnovia suya, se despida a lo grande del programa, ya que piensa que las bromas están llegando demasiado lejos.

Nadie del equipo imagina lo que realmente acaba sucediendo esa noche, donde la broma original acaba tiñiéndose de sangre, y no de la fabricada como efecto especial, precisamente.

“Scare Campaign” es una muy entretenida película de terror al uso en la que una serie de personas ven amenazadas sus vidas sin comerlo ni beberlo. Tiene varios giros bien insertados que ayudan a darle la vuelta a la historia en beneficio de la narración aunque, bien es cierto que la revelación final es muy previsible por un par de pistas que muchos minutos antes nos dejan caer.

Fotograma de Scare Campaign

El largometraje aprovecha para hacer una algo superficial crítica a los medios de comunicación carroñeros y a un tipo de programas, los realities, donde parece que todo vale mientras la audiencia acompañe. También a la sociedad a través de esos vídeos snuff de los que nos hablan.

Me ha gustado ya que “Scare Campaign” narra una historia que se sigue muy bien de principio a fin y cuyo objetivo, el de entretener al espectador, lo cumple con creces. Bien realizada y amena.