Krampus, Maldita Navidad: Ojito con perder el espíritu navideño

Poster de Krampus

Título original: Krampus.
País: Estados Unidos.
Año: 2015.
Director: Michael Dougherty.
Guión: Michael Dougherty, Todd Casey, Zach Shields.
Reparto: Emjay Anthony, Adam Scott, Toni Collette, Krista Stadler, Allison Tolman, David Koechner, Conchata Ferrell, Stefania LaVie Owen, Queenie Samuel, Lolo Owen, Maverick Flack.
Duración: 97 minutos.

Max (Emjay Anthony) es un niño que se dispone a celebrar la Navidad con su familia. La visita de unos parientes a los que nadie parece querer en casa hará que el muchacho termine por romper su carta a Papá Noel harto de que se metan con él por seguir creyendo en el espíritu navideño. Craso error. La nieve empieza a acechar más la casa de la familia, y en su barrio no aparece nadie más. Es más, empiezan a desaparecer, primero su hermana, después su primo…

Toni Collette y Adam Scott en Krampus

Ahí es cuando su abuela, Omi (Krista Stadler), decide que es hora de que la familia conozca la historia de Krampus, la sombra de San Nicolás, quien de pequeña la dejó con vida después de haber perdido el espíritu de unas fiestas que le gustaban, y que empieza a hacer de las suyas aterrorizando a la familia junto a su pandilla de secuaces: un payaso, hombrecitos de galleta con muy mala leche o algunos que otros juguetes.

La familia perderá a algún otro miembro mientras trata de luchar contra Krampus quien, con sus cuernos, sus cadenas y su esquelética cara sigue haciendo el mal. Ojito con perder el espíritu de la Navidad, es lo que Omi les debería haber contado en un primer momento.

Fotograma de Krampus

La leyenda de Krampus es famosa en los países de los Alpes, aunque aquí hay una vuelta de tuerca a lo que la misma dice para hacerla aún más terrorífica. “Krampus: Maldita Navidad” empieza como una comedia típica de esas de visita navideña indeseada en la que hay tensión en la mesa, pero en cuanto la hermana de Max desaparece, ya entra en materia, llevando a sus protagonistas al extremo ante un ser sobre natural y sus ayudantes que se las hacen pasar canutas.

Resulta una película muy entretenida que mezcla de buena forma el terror (aunque miedo no de) y el humor, ya sea por cosas que dicen los personajes o cosas que suceden, y tiene muy buen ritmo. El reparto está lleno de caras conocidas que cumplen en sus papeles y la ambientación y efectos están realmente bien.

Emjay Anthony en Krampus

Me puse a verla por curiosidad y sin expectativas y me encontré con una película bastante recomendable sin ningún tipo de relleno argumental y con momentos inesperados, como esa fantástica parte realizada con animación para narrar la historia de Krampus de boca de Omi. Recomendable.

Anuncios